presentación de EL CUERPO NO CALLA en Tierra de Libros



"El libro de Marina, una mujer a quien a los 35 años le diagnosticaron Parkinson. Autobiografía novelada, autoexilio, angustia existencial ante la situación límite y reflexiones que ayudan a adaptarse y aceptarse como la propia Marina dice. Un viaje por la vida misma. Imposible no emocionarse. A 7 años de aquel día, Marina encontró en el camino además el oficio de escribir.
El lunes 22 de junio, puntualmente a las 19.30, se llevó a cabo la presentación de “El cuerpo no calla” en
Tierra de Libros. El oficio me jugó una mala pasada. Un nudo en la garganta hizo imposible que contara las intertextualidades de los epígrafes, las elecciones de los títulos de los capítulos, las fotos que hacen juego y juegos al inicio de cada capítulo, en forma casi rigurosa, metódica aun cuando lo que se cuenta pueda surgir de un caos de pensamientos que van y vienen en el tiempo y en el espacio. Por el quiebre de mi voz preferí dejar que las imágenes hablaran por sí solas (la autora con su notebook y un proyector esperaba) y que la voz de Marina, como una letanía, nos desgranara cuadro a cuadro la historia de su vida. Antes, durante y después del Parkinson. Cuando encendi las luces, la audiencia tenía el aliento cortado. Luego vino el tiempo de las preguntas. Más recuperados todos, Marina contestó dudas, comentó planes y nos dio su testimonio el cual, sin duda, no tiene precio. Como siempre, nadie es perfecto. Brindamos con un Malbec a la salud (nunca mejor dicho) de todos pero nos olvidamos la cámara. Que quede como homenaje la tapa y contratapa de su libro, donde se ve una pintura de otro habitante del país del Parkinson, José Luis Parodi, que hizo a una mujer que bien podría ser Marina. Pero no lo es."
Silvina Figueirido, Licenciada en letras.

9 comentarios:

  1. Gracias por tus palabras y por ese fragmento que destacas. Te felicito por la lucha que das y sobre todo por la forma en que la encaras. Me recuerda el famoso dicho "Dios escribe derecho con renglones torcidos".
    Un abrazo
    dr. Vicious

    ResponderEliminar
  2. Sólo dejo mi reconocimiento y emoción.

    Bellisimo.

    Te abrazo con mi mejor energia.

    MentesSueltas

    ResponderEliminar
  3. y no tenemos derecho a querer enderezar los renglones... no?

    gracias a todos
    besos

    ResponderEliminar
  4. Cuántos reconocimientos a tu trabajo, Marina, tu libro es hermoso, es un placer leerlo, pero trasciende más allá de las palabras, se anida en uno, se queda con uno.

    Un fuerte abrazo y todo mi cariño.

    ResponderEliminar
  5. Me emociona conocer a quien puede abrazar la vida a pesar de todo...
    Con afecto y admiracíon,un abrazo desde Montevideo.
    Luis

    ResponderEliminar
  6. Felicidades...El trabajo duro siempre trae recompensa.

    ResponderEliminar
  7. "Estás aquí delante de mí, apiádate, entoces, no necesitas gritarme para que te oiga. He de aprender a invocarte, a interpretar tus ecos." Humberto Díaz Casanueva

    ResponderEliminar
  8. Mi querida amiga:
    Te felicito por ese trabajo tan bien hecho.
    Besos.

    ResponderEliminar